Pilates vs. yoga: ¿cuál es la diferencia?

entrenamiento

¿Quieres saber la diferencia entre pilates y yoga? Sin duda, las dos prácticas se parecen en muchas cosas, pero el planteamiento de ambas es totalmente distinto. Te explicamos las particularidades de cada una de ellas:  

¿Qué es el pilates?

Quizá pienses que se trata de una práctica reciente, sobre todo por la popularidad que ha ido ganando en los últimos años. Sin embargo, lo cierto es que el pilates se creó en Alemania hace casi cien años. 

En pilates, los ejercicios se practican en series de movimientos controlados principalmente por los músculos del abdomen, la cadera y la espalda[1]. 

Tales ejercicios ayudan a fortalecer la musculatura de la columna, a ganar flexibilidad en los músculos y a mejorar la postura[2]. 

Si piensas que no tiene sentido practicar pilates si ya realizas otro tipo de actividad física, ¡te equivocas! La práctica de esta disciplina puede ayudar a mejorar tu resistencia y la fuerza de tus músculos. 

Hay diversos estudios que demuestran que el pilates reporta muchos beneficios porque durante la práctica los músculos trabajan el doble. ¿La razón? Además de mejorar la resistencia, estos movimientos favorecen que los músculos se estiren, volviéndolos más flexibles. 


¿Qué es el yoga?

Quién no conozca demasiado esta disciplina puede pensar que consiste en adoptar una serie de posturas o que se trata de una práctica orientada a favorecer la relajación. Ambas cosas son ciertas. El yoga mejora nuestro estado físico mediante una serie de posturas llamadas asanas. Además, la respiración es muy importante en yoga, y por eso su práctica es capaz de calmar nuestro sistema nervioso. Pero el yoga es mucho más. Una práctica continuada ayuda a mejorar nuestra forma física, nuestra flexibilidad y nuestro tono muscular, además de reducir el estrés[3]. 

Originario de la India, donde se creó hace cinco mil años, el yoga tiene como objetivo integrar cuerpo, alma y emociones, ayudando a promover el autoconocimiento y el autocuidado[4]. 


¿Cuáles son las similitudes de yoga y pilates?

Tanto el yoga como el pilates pueden ayudar a mejorar la postura, la flexibilidad y la respiración, y a fortalecer los músculos. Los beneficios de ambas prácticas son bastante similares y las dos pueden ser incluidas en cualquier rutina de entrenamiento. 


¿Cuál es la diferencia entre yoga y pilates?

La primera diferencia entre el yoga y el pilates radica en la forma en que se practican. En pilates muchas veces se utilizan aparatos, aunque también puede realizarse con el propio peso corporal. Los ejercicios son más lentos y trabajan diferentes partes del cuerpo, una a una. 

Para hacer yoga, en cambio, no necesitas ningún tipo de equipamiento, exceptuando quizá los bloques y las bandas elásticas para determinadas posturas. En el caso de esta práctica, los movimientos trabajan el cuerpo como un todo. 

Otra diferencia importante reside en las modalidades de cada disciplina. Mientras el pilates es una práctica única, el yoga se divide en diferentes estilos. El Hatha Yoga, por ejemplo, ayuda a fortalecer el cuerpo y la mente mediante posturas y técnicas de respiración, concentración y relajación. Otras modalidades se centran más en la rehabilitación o prevención de lesiones, o incluso en aportar energía al organismo.

Finalmente, una diferencia importante entre el pilates y el yoga es su concepción. Además de la parte física, el yoga posee un componente emocional y espiritual, e incluso va asociado a determinadas prácticas religiosas, como el hinduismo o el budismo. El pilates, en cambio, a pesar de que también contribuye a reducir el estrés, tiene como origen y objetivo el conseguir únicamente beneficios físicos. 


¿Qué es mejor para mí? ¿El yoga o el pilates?

Si buscas mejorar tu forma física de una manera respetuosa con tu cuerpo, ambas disciplinas pueden resultarte útiles, ya que las dos ofrecen movimientos suaves y aptos para personas de cualquier edad, incluso para aquellas que sufran algún tipo de lesión. 

Ahora bien, si necesitas fortalecer tu core para evitar o mejorar dolores de espalda, el pilates será tu gran aliado. Si, en cambio, prefieres una disciplina que, además de hacerte ganar flexibilidad, te aporte beneficios a nivel emocional, sin duda debes optar por el yoga. Elijas la que elijas, tu cuerpo te lo agradecerá desde la primera sesión.

Ahora que conoces las diferencias entre el pilates y el yoga, ya puedes elegir. Recuerda que antes de empezar una nueva rutina de ejercicios, es importante comentárselo a tu médico o a un experto en actividades físicas y deportivas para que te asesore sobre qué práctica es la más adecuada para ti.

También debes tener en cuenta tu disponibilidad y, por supuesto, cuál de las dos disciplinas te seduce más. ¿Qué te parecería probarlas? Muchos centros ofrecen clases de prueba. ¡Aprovéchalas!


Referencias:

1. World Health Organization. Classes and Descriptions. Disponible en:

https://www.who.int/formerstaff/classes_and_descriptions.pdf 

2. Ministério da Saúde. Pilates melhora a postura e alivia dores. Disponible en:

http://www.blog.saude.gov.br/promocao-da-saude/30389-pilates-melhora-a-postura-e-alivia-dores

3. Ministério da Saúde. Yoga: prática vai além da atividade física e promove equilíbrio. Disponible en:

https://saudebrasil.saude.gov.br/eu-quero-me-exercitar-mais/yoga-pratica-vai-alem-da-atividade-fisica-e-promove-equilibrio

4. Governo do Rio Grande do Sul - Secretaria de Saúde. Departamento de Ações em Saúde. Nota técnica 02/2018 - Yoga na rede de atenção à saúde. 

https://atencaobasica.saude.rs.gov.br/upload/arquivos/201808/24173406-nota-tecnica-02-2018-yoga.pd